Las palabras, piedras puestas para atravesar la corriente

Fragmento de La caverna
(traducción libre del catalán)

Los hay que se pasan toda la vida leyendo sin haber llegado nunca a ir más allá de la lectura, se quedan pegados a la página, no se dan cuenta que las palabras no son más que piedras puestas para atravesar la corriente de un río, si están es para que podamos llegar a la otra ribera, la otra ribera es lo que cuenta, Si no es que, Si no es que qué, Si no es que estos ríos no tienen dos riberas, sino muchas, que cada persona que lee es, ella misma, su propia ribera, y que es suya, sólo de ella, la ribera donde habrá que llegar.