Estamos ciegos

Fragmento de Ensayo sobre la ceguera

Creo que no nos quedamos ciegos, creo que estamos ciegos, Ciegos que ven, Ciegos que viendo, no ven.

2 comentarios:

WeNnDo dijo...

podríamos decir que todos los personajes de la novela están sujetos a este estado, este estado que no es otro que la "ceguera histérica" de Freud; todos salvo la mujer del médico, que queda al margen de esta histeria colectiva. Ella es la única que "ve", la única que mantiene la serenidad. Y la mantiene hasta el momento en el que mira al cielo, y lo ve todo blanco. Entonces piensa que es una nueva víctima, la única, en todo caso, pues el resto ya está salvo. Pero el miedo, que le hace agachar la cabeza, le descubre su error: la ciudad todavía está allí.

AGNÓSTICO dijo...

Al final,lleno de tí, te dejé caer, y sobre tus letras, sólo y emocionado, lloré y aplaudí.
Obrigado, D. Jose.
Un ciego.